Connect with us

Dot News

Una web para ayudar a los autónomos a presentarse a licitaciones públicas muy rentables

Una web para ayudar a los autónomos a presentarse a licitaciones públicas muy rentables, Dot News

Salud

Una web para ayudar a los autónomos a presentarse a licitaciones públicas muy rentables

Los autónomos muchas veces no valoran ir a licitaciones públicas porque piensan que sólo son para las grandes empresas. Pero las directivas europeas de los últimos años son muy claras: hay que repartir juego.

Por ello, surgen herramientas que permiten a los pequeños empresarios y autónomos poder competir por licitaciones, muchas de las cuales no tenían hasta ahora ni competencia. El experto en licitaciones públicas Gádor Espinosa cuenta cómo tuvo la idea de crear este producto: «A lo largo de los últimos 20 años he visto licitaciones de todo tipo, de servicios de peluquería, de material de oficina, de viajes, de limpieza… ¿Por qué entonces la gente de mi pueblo, los que tienen un pequeño negocio, no se presentan? La Administración española, presionada por Directivas Europeas de lucha contra la corrupción, ha hecho un enorme esfuerzo, para que cualquiera pueda licitar. Pero el público en general no lo sabe”.

Gádor ha sacado iTender Pro para poder llegar a todos estos pequeños comerciantes: “Queremos democratizar el mercado de las licitaciones públicas, abriéndolo a micro pymes y autónomos, que son los que componen básicamente el tejido industrial de este país. En licitaciones, no gana el mejor, sino el más informado”, dice Espinosa. E informados solo hay unos pocos… Solo un 1% de las empresas españolas son activas en licitaciones públicas, según la base de datos de contratos públicos del Ministerio de Hacienda. Eso significa que solo 30.000 empresas licitan activamente, de las casi tres millones (entre empresas y autónomos) que existen en España. ¿Por qué los pequeños no licitan? “Por desconocimiento, básicamente. Primero, muchas personas no saben que hay oportunidades de venta para sus productos o servicios. Y los que lo saben, suelen pensar que son contratos que ya están “dados”, que no es para ellos, que es complicado… Pero básicamente no se licita porque los pequeños no saben que lo pueden hacer

No sólo carreteras

El público en general no lo sabe”, explica Espinosa. Además, solemos pensar que las licitaciones son solo de grandes infraestructuras (carreteras, puentes, puertos…) y no es así: hace 30 años, el 70% de las licitaciones era de obras. Hoy, la mayoría son de servicios y suministros: hay licitaciones para llevar bares públicos, de compra de botas, de estores, de extintores, de trabajos de costura, de coches, etc. El mundo de las licitaciones públicas se antoja farragoso: papeleo, plazos, más papeles, vocabulario enrevesado… Pero este sector, que se mantiene y crece en momentos de crisis económicas, es un balón de oxígeno para pequeñas empresas y autónomos, sobre todo en momentos de incertidumbre como el actual.

“Muchos concursos de importes pequeños quedan desiertos porque no se presenta nadie”

Para entender cómo ser adjudicatario de un concurso público puede cambiar la economía de una pyme, veamos un ejemplo real, el de un taller de carpintería metálica gaditano que se dedica a hacer barandillas y rejas. Este autónomo licita a un concurso para renovar las barandillas del puerto de Cádiz y lo gana. Valor del concurso: 80.000 euros. Desde entonces se ha presentado a otros dos más, que también ha ganado, y su empresa ha contratado a dos personas. La realidad es que “Muchos concursos de importes pequeños quedan desiertos porque no se presenta nadie”, dice Espinosa. Es la hora de cambiar esto.

El algoritmo es la clave

Un buen algoritmo puede significar que esta herramienta realmente funcione y sirva a los pequeños empresarios para obtener ingresos asegurados. Gádor asegura tenerlo y que con él puede «democratizar» el acceso a licitaciones públicas. Si iTender Pro consigue desenmarañar la burocracia mediante una app, miles de autónomos y empresas podrían tener una forma diferente de aplicar a algo realmente tedioso.

Dinero para todos

¿Por qué deben licitar las pymes? A nivel legislativo, se han hecho grandes esfuerzos para que las pymes puedan acceder a contratos públicos. Así, la Ley de Contratos del Sector Público, en vigor desde 2018, divide las compras en lotes y permite participar a empresas sin experiencia, algo que no sucedía antes. Además, la Ley de Transparencia vigila muy estrechamente los procesos de adjudicación y se ha creado un tribunal especial para recursos contractuales, exclusivo para licitaciones que va muy rápido y lo llevan funcionarios, no jueces. También, existe la denominada “seguridad de cobro” que impide que se anuncie una licitación si no está disponible el dinero para pagarla.

De cara a los próximos cinco años se espera que “140.000 millones de euros se muevan por las Administraciones Públicas, lo que sin duda será un revulsivo para la actividad económica de autónomos y pymes si participan en los procesos de licitación que se generarán”, dice Espinosa

 

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Salud

To Top