El nuevo epicentro del virus, carta de un católico gay al papa, los Grammy Latinos y más para tu fin de semana.

¡Es viernes y tu buzón de correo lo sabe! Aquí están nuestras mejores lecturas de la semana, con eñes y acentos, que no encontrarás en otro lugar.


Parece un déjà vu: Europa ha vuelto a ser el epicentro del virus.

A principios de noviembre, el continente reportó el 59 por ciento de nuevos casos de coronavirus en el mundo: casi la mitad de los fallecimientos mundiales por covid sucedieron allá, según reportó la Organización Mundial de la Salud.

Muchos gobiernos de la región han decretado nuevas medidas para detener el avance del virus, sobre todo ahora que han empezado las temperaturas más frías. Austria encabeza las políticas restriccionistas y ha limitado la movilidad de las personas mayores de 12 años que no están vacunadas.

En Francia, las personas de la tercera edad deben recibir una dosis de refuerzo para no perder su pase de salud. Italia está requiriendo que todos los trabajadores que no estén vacunados se hagan pruebas frecuentes o demuestren haberse recuperado hace poco del virus. El gobierno alemán ha determinado que las personas no vacunadas deberán presentar una prueba negativa antes de viajar en bus o tren.

En particular, Alemania se ha convertido en el centro de una guerra cultural. Como reporta nuestra corresponsal Katrin Bennhold en un reportaje que vale la pena leer:

Los sociólogos afirman que además de una importante cultura que se inclina por la medicina alternativa, el rechazo a la vacuna es incentivado por una fuerte tradición de los gobiernos descentralizados que tiende a exacerbar la desconfianza en las normas impuestas desde la capital, y por un ecosistema de la extrema derecha que sabe cómo explotar ambas cosas.

Pia Lamberty de CeMAS, una organización de investigación con sede en Berlín que se enfoca en la desinformación y las teorías conspirativas, señaló que el rechazo a la vacuna es, de ciertas maneras, la ganancia de los movimientos populistas nacionalistas que estremecieron a Europa durante una década.

Luego de 20 meses de pandemia, los expertos están de acuerdo en que las vacunas siguen siendo la forma más segura de adquirir inmunidad contra el virus y de detener su avance.

Al otro lado del mundo, en China, también hay restricciones para intentar frenar el avance del virus. Allá, el gobierno se ha empeñado en una política de “cero covid”, empleando medidas muy estrictas para ganarle la batalla al virus. Nuestra nota describe la vida en Ruili, que sea tal vez la ciudad más afectada por esta política: en el último año sus habitantes han sido confinados cuatro veces y muchos deben someterse a pruebas casi diarias.

P. D.: ¿Te preguntas por qué no hay vacunas para la covid para tu mascota si cada día se vacuna contra el coronavirus a jaguares, bonobos y otros animales salvajes? Tenemos la respuesta.


Las grandes camionetas y todoterrenos viven un auge en los países más adinerados, sobre todo en Estados Unidos. Ese apetito de consumo impulsa la industria de las pieles en Brasil. Para muchos compradores, el cuero “grita lujo y suele añadir un importante valor de reventa”, según un analista.

La industria de los mataderos brasileños sigue creciendo —provee toneladas de carne y cuero a todo el mundo e ingentes ganancias a quienes participan en el negocio— y esto tiene un costo para la Amazonía, que va perdiendo terreno frente a los pastizales.

Para rastrear el comercio global de pieles desde granjas ilegales en la selva brasileña hasta los concesionarios de autos en EE. UU., nuestros colegas entrevistaron a ganaderos, comerciantes, fiscales y reguladores en Brasil y visitaron curtiembres, granjas y más instalaciones. El resultado es esta investigación.


Si alguien te reenvió este correo, puedes hacer clic aquí para recibirlo dos veces por semana.


Ayer nos desvelamos con la 22.ª entrega de los premios Grammy Latinos. Fue una fiesta en la que la música cristiana se codeó con el reguetón y la música sertaneja. ¿Te lo perdiste? Aquí puedes revivir nuestra cobertura en vivo. Y acá hay algunos momentos memorables:

Cuéntanos, ¿qué te pareció?


¡Que descanses!

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *