El virólogo camerunés John Nkengasong hizo un durísimo pronóstico en marzo. “Europa está intentando vacunar al 80% de sus ciudadanos [va por el 70%]. Estados Unidos quiere vacunar a toda su población [está en el 69%]. Acabarán la vacunación, impondrán restricciones a los viajes y entonces África se convertirá en el continente de la covid”, profetizó Nkengasong, director de los Centros de África para el Control y la Prevención de las Enfermedades, con sede en la ciudad etíope de Adís Abeba. Este viernes, la UE y EE UU anunciaron el cierre de sus fronteras a los vuelos procedentes del sur del continente africano, tras la detección en Botsuana y Sudáfrica de la variante ómicron, una nueva versión del coronavirus con más de 30 mutaciones muy inquietantes. Nkengasong acertó. El mundo se puso en guardia. Las Bolsas mundiales cerraron en números rojos.

Apenas tres de cada cien personas han sido completamente vacunadas contra la covid en los países más pobres del planeta, según el recuento de la Universidad de Oxford, pese a que existen vacunas seguras y eficaces desde hace casi un año. En África la cifra de vacunados es del 7%, aunque hay países donde prácticamente nadie ha visto una aguja, como Burundi (0,0025%), República Democrática del Congo (0,06%) y Chad (0,42%). La situación mundial es un polvorín, también para los más ricos. 

Por Manuel Ansede

Foto: Una mujer recibe una dosis de vacuna contra la covid en Johannesburgo (Sudáfrica), el 20 de agosto. (Sumaya Hisham/Reuters)

Lea aquí la información completa

Source link



Source link

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *