Muchos países, en un principio, se habían postulado para ser la sede de los Juegos de 2022. Pero con el tiempo, uno a uno, retiraron sus candidaturas —países como Noruega, Suecia, Polonia, Ucrania, Suiza, Alemania—, en muchos casos alegaron el elevado costo de la organización de los Juegos Olímpicos y la falta de apoyo popular en sus naciones.

Finalmente, China y Kazajistán fueron los dos únicos candidatos que quedaron. Pekín ganó por cuatro votos. El proceso de selección de la sede fue tan desastroso que el COI lo eliminó. Ahora, las ciudades anfitrionas se seleccionan mediante un proceso a puerta cerrada.

No mucho. Dos ciudades al noroeste de la capital, Yanqing y Zhangjiakou, acogerán las pruebas de esquí al aire libre, pero incluso esa zona solo recibe unos cinco centímetros de nieve al año.

El resto de la nieve será creada artificialmente. Los esquiadores profesionales están acostumbrados a competir sobre nieve artificial, especialmente en un mundo que se calienta, aunque esa nieve también puede empeorar el impacto medioambiental de las pistas de esquí.

El historial de China en derechos humanos, incluyendo el abuso de los musulmanes uigures en la región de Sinkiang y la supresión de las protestas a favor de la democracia en Hong Kong, ha fomentado que activistas de todo el mundo exhorten a los países y patrocinadores a boicotear los juegos de Pekín.

Los llamados se intensificaron en noviembre con la desaparición de la vida pública de Peng Shuai, tenista china y atleta olímpica en tres ocasiones, después de acusar de ataque sexual a un exfuncionario gubernamental de alto rango.

Sin embargo, la posibilidad de que algún país boicotee los juegos de Pekín por completo —esto es, que se rehúse a enviar a sus deportistas a competir— parece remota. En vez de eso, varias naciones, incluyendo Estados Unidos, Australia, el Reino Unido y Canadá, han anunciado un “boicot diplomático” a los juegos, lo que significa que sus funcionarios gubernamentales no asistirán a ninguna ceremonia o evento.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *